¿Qué son los tubos Pícolo en aviación?

Existe una flauta pequeña llamada pícolo (del italiano flauto piccolo: ‘flauta pequeña’) que es de menores dimensiones que la flauta travesera. De este instrumento de viento se ha tomado la denominación de los tubos anti-hielo que existen en algunos aviones. Se trata de un tubo con orificios que de alguna manera recuerda al instrumento. Estos tubos perforados suelen utilizarse para llevar el aire de sangrado caliente hasta las superficies del borde de ataque. La formación de hielo en la estructura de un avión se produce en los bordes de ataque de las alas del avión, los bordes de los conductos de admisión (difusor) de los motores y también en el morro y el fuselaje del avión (también en la cola). Una pequeña formación de hielo en el borde de ataque del ala, por queña que fuera,  provocaría una disminución de la sustentación y un aumento en la resistencia al avance. 

Existen varios sistemas en uso para evitar la formación de hielo, y estos se basan principalmente en técnicas mecánicas, químicas o térmicas. La técnica de aire de sangrado (purga térmica) es la más popular en la industria aeronáutica. Un tubo piccolo, con una serie de orificios en línea o escalonados, se coloca dentro del extremo delantero del ala cerca de su superficie interna (Fig. 1). El aire caliente, purgado del compresor del motor, pasa a través del tubo piccolo y se expulsa desde los orificios en forma de chorros de aire a alta velocidad que inciden en la superficie interna del borde delantero del ala. La conducción de calor posterior desde la superficie interna del ala a la superficie externa da como resultado el mantenimiento de la superficie exterior del borde delantero del ala lo suficientemente caliente como para evitar la acumulación de hielo.
Fig. 1: Representación del flujo del aire de sangrado en los tubos pícolo 



Posts relacionados:



Comentarios

Entradas populares de este blog

El RADAR meteorológico en los aviones

La aviación en el cine: pelis de azafatas

Mi motor crítico...