sábado, 9 de mayo de 2015

La aviación en el cine: Dos en el cielo (A guy named Joe - 1943)

El mayor Pete Sandidge (Spencer Tracy) Es un gran piloto que parece tener bastante suerte en el tiempo que lleva volando su bombardero durante la Segunda Guerra Mundial. Ha salido ileso de muchas situaciones peligrosas, y siendo como es un magnífico piloto, ama el vuelo. Pete tiene una hermosa novia llamada Dorinda Durston (IreneDunne), la cual es también piloto de transporte. Cuando Pete se estrella finalmente, se encuentra a si mismo en el cielo y se entera de que cada piloto tiene un ángel de la guarda.
Despues de conocer a su nuevo su "jefe" en el cielo regresa a la tierra con una misión. Sin poder ser visto, Pete ejercerá como "voz interior" que guiará a jóvenes pilotos que empiezan con su entrenamiento de vuelo. En concreto se le asigna cuidar del joven Ted Randall (Van Johnson). Ted es el típico prototipo de americano, honesto valeroso, amante de país y con un futuro brillante si sale con bien de su participación en la guerra. Cuando Ted es un enviado Nueva Guinea se encuentra con Dorinda que ha permanecido fiel a su amor perdido. Ted la corteja e Insiste para que olvide un su antiguo amado. Pete observa todo desde su nueva situación y deberá tomar una decisión: seguir ayudando a Ted y liberar de su recuerdo a Dorinda o seguir manteniéndose presente en la vida de su antigua amada.

Los aspectos técnicos son muy básicos: otra estupenda peli en "glorioso Blanco y Negro".

Duración 2 horas (120 Minutos)
  • Sonido Mono (Western Electric Sound System)
  • Blanco y Negro
  • Relación de aspecto 1.37: 1 (Pantalla pequeña. ver explicación de formatos en este post)
  • Formato del negativo: 35 mm

"Dos en el cielo" es una magnífica película de aviones (una de mis favoritas) producida por la Metro-Goldwyn-Mayer y titulada "A guy called Joe" en su versión original. Es una cinta del Año 1943 Dirigida por Victor Fleming (conocido por Lo Que el viento se llevo y El mago de Oz entre otras muchas). Es un film de fantasmas, pero no como en las películas del genero de terror. Estamos ante una más de las innumerables películas románticas del estilo "Ghost" de Jerry Zucker, que todo el mundo recuerda porque se convirtió en un clásico y lanzó a su pareja protagonista (Patrick Swayze y Demi Moore) al estrellato.

La fantástica historia fue ideada por Chandler Sprague y David Boehm con el fin de ayudar en el esfuerzo bélico en la retaguardia, es por del tanto, otra película más que podría pertenecer a las de la propaganda Norteamericana. Pero esta cinta se centra en un punto de vista diferente, la idea detrás del filme era la de consolar en lo posible a los familiares de los caídos en acto de servicio para hacerles ver que la muerte de su familia no solo no ha sido en vano, sino que simboliza un paso honroso a la "nueva vida" que esperamos todos los creyentes.


Sin embargo, no podemos juzgar esta película del año 43 desde nuestro punto de vista en 2015. Tenemos que hacer un pequeño esfuerzo y ponernos en situación. Volvamos a los tiempos de la II GM y tratemos de pensar con la candidez del americano medio. Creíble o no, la cinta cumplió con creces su fin de infundir moral a una población Norteamericana que estaba horrorizada por la contienda y que sufría la pérdida de miles de soldados en el frente. El mensaje de la película es bastante más sutil de lo que aparenta y fue llevado a cabo con gran maestría por su director. De lo que se trataba en definitiva era de dar sentido a la vida de Los que se quedaban en suelo patrio, infundiendo la esperanza de un futuro mejor. Recuérdese que una buena parte de la población había sufrido y continuaba sufriendo la alienación de la sociedad hiper-Industrializada en La que ya se habían convertido los Estados Unidos. Esta nación venia de superar la Gran Depresión, pero a costa de minar los valores del americano medio rural, entre ellas el sentido de la vida por culpa del desasosiego creado por la revolución industrial . Otro de los grandes problemas de la época fue el éxodo del campo a la ciudad, lo que trajo consigo la despersonalización, etc, etc. Esta cinta es un mensaje de esperanza para todos aquellos que la habían perdido y en ese sentido (se crea o no) se merece todos los respetos. Gran parte del mérito es debido al talento de Dalton Trumbo. Este guionista fue el escritor de la famosa novela "Johnny cogio su fusil" publicada en 1939 y estandarte de los movimientos anti-belicistas. Este alegato pacifista, junto con sus ideas próximas al partido comunista, le convirtieron en uno de los muchos perseguidos en la caza de brujas del senador McCarthy. con el tiempo, parece ser que la desilusión por el partido comunista, junto con el ataque japones a Pearl Harbor y el desencanto de los ideales ultraliberales acabaron por cambiar la mentalidad de Trumbo, que finalmente dio el paso para engrosar las filas de los guionistas patriotas deseosos de poder contribuir con el sus historias a la "victoria moral" de su país.

Uno de los puntos fuertes: esta película contiene uno de los mas bellos relatos de lo que significa el vuelo en solitario ("solo flight" en inglés) y que comprenden muy bien todos aquellos que lo hayan experimentado alguna vez en su vida. Cuando Pete aterriza en la Base Aérea de la USAF en el Reino Unido, después de una misión de bombardeo (con aterrizaje forzoso incluido), unos niños al otro lado de la verja le preguntan que se siente al volar. Pete (al que los pequeños Llaman Joe) Responde: "Os lo diré, pero tenéis que prometerme que nunca contareis esto a nadie" (los niños asienten con los ojos como platos y se disponen a escuchar al experimentado piloto de guerra) "Cuando estás volando allí arriba te encuentras tu solo con tu avión y el cielo. No quieres que nadie te estropee ese momento. Todo está tranquilo y te sientes a medio camino entre el cielo y la tierra, incluso dejas de oír el sonido de tu propio motor, que se convierte en un murmullo, como si el cielo te llamara, como si el cielo te cantara una canción. De alguna manera el tiempo se detiene allí arriba y es siempre un ahora. No sientes temor, el cielo es parte de ti, los vientos, las estrellas, la luz del amanecer, son tus amigos los que no quieres decir nunca adiós. Es un momento mágico, llegas a pensar que este es el único momento en el que realmente estás vivo, liberado del tiempo terrenal... "

Así de poético y tierno podemos ver a un magnífico Spencer Tracy muy metido en su papel de piloto. Esto es mérito también del director, que supo dar profundidad psicológica a todos los personajes de la película. Los secundarios también están soberbios (Ward Bond y James Gleason). Bond, en el papel de Al Yackey, como compañero y fiel amigo está magnífico con este papel muy a su medida. Gleason interpreta al superior de Pete, el Teniente Coronel "Nails", también digno de mención por su papel. Por último tenemos a un Lionel Barrymore, qué interpretación al jefe de los aviadores en el cielo y lo hace muy elegantemente. Esta es una película sin "malos" (el enemigo nunca se ve), solo hay patriotismo, bastante "amorcete" cándido/romántico y mucha pasión por el vuelo.

Otra de las escenas clave y que demuestran el gran actor que fue Spencer Tracy es su famosa lección de vuelo de un jovencísimo (y no tan conocido en aquella época) Van Johnson. Esta lección de vuelo se puede ver en el vídeo un Continuación.


"Dos en el cielo" fue un gran éxito que marcó un antes y un después para muchos de aquellos que la vieron siendo jóvenes. Entre aquellos espectadores, había uno que siendo un niño quedó muy impresionado por la fuerza de la historia. Con el paso del tiempo, ese niño se convertiría en uno de los mas grandes directores de la historia del cine, se trataba de "Steven Spielberg", que cuarenta y seis años después rodaría "remake" de la misma película titulada "Always".

Algunas curiosidades

Spencer Tracy e Irene Dunne insistieron en que se detuviera la producción hasta que Van Johnson se recuperara de sus heridas después de haber sufrido un grave accidente de coche (llevó las secuelas a lo largo de su vida). Durante este período de retrasos la MGM se llevó a la actriz Dunne para hacer "Las Blancas Rocas de Dover", estrenada el año siguiente y que sirvió como película de celebración del vigésimo aniversario de la MGM. Como Agradecimiento por su cariño, Johnson aparece en un pequeño papel en la citada película.

El Departamento de Defensa en principio no estaba de acuerdo con el guión, por temor de causar un daño psicológico a los nuevos pilotos y también a los mas experimentados, pero después de 2 revisiones el Departamento de Defensa prometió plena cooperación.

Lockheed P-38 Lightning USAF.JPGEl P-38 Lightning, que aparece en esta película, fue considerado uno de los mejores aviones de la 2 ª Guerra Mundial, (me encantaba cuando era un crío) era más rápido que la mayoría de los aviones japoneses (por contra más maniobrables), pero el P-38 podía sobrellevar muchos daños sin ser derribado, pudiendo volar en muchas ocasiones de vuelta a sus bases. Este aparato estaba dotado de cañones delanteros de 20 mm instalados en el morro del avión. 

"Culturilla" armamentística: recuérdese la diferencia entre ametralladoras y cañones, que mucha gente me pregunta: menos de 20 mm son ametralladoras y 20 mm o más son considerados cañones. no importa la cadencia de disparo o donde vayan montados. Son los milímetros. Cuidado con las unidades de medida, las ametralladoras del "calibre 50" no son milímetros, se refiere a 0,5 pulgadas, que viene a ser unos 12,7 mm, por lo que están correctamente llamadas ametralladoras.

Poder montar estos cañones en el morro era una ventaja en vez de hacerlo en las alas. por una parte no había que sincronizarlos con las hélices y además, de esta manera, se solía apuntar a los aviones enemigos de una forma más natural, apuntando con el morro del avión sin necesidad de complicados colimados en tierra. Sin embargo, este aparato tenia una pega grande a la hora de saltar en paracaídas. Los pilotos debían de hacerlo con sumo cuidado, pues el estabilizador horizontal Entre las dos colas, con frecuencia golpeaba al piloto en el salto, dejándolo inconsciente o mal herido.

El general interpretado por Lionel Barrymore, Lleva la cinta de la Medalla de Honor del Congreso en su uniforme, pero la cinta está puesta al revés (las cinco estrellas forman una "W" en lugar de una "M"). Curiosamente, James Doolittle también llevaba la Medalla de Honor al revés, lo cual hizo preguntarse a algunos si podría haber una conexión o tradición en aviación.

Según gente que conoce al director, se comenta que esta es la película favorita de Steven Spielberg, la cual rehizo en 1989 como "Always".

Irene Dunne era en realidad dieciocho años mayor que Van Johnson. En la pantalla no se nota.

Las dos líneas de poesía profética que Pete recita a Dorinda mientras se encuentran junto a la chimenea (Para los hombres es el trabajar, y para las mujeres llorar) son de Charles Kingsley citadas en "Tres Pescadores", escrito en 1851. El poema Cuenta la historia de tres pescadores que salen a la mar, y pierden la vida en una tormenta. En el poema se describe la trágica pérdida de los pescadores y la angustia de sus seres queridos.

Existió un final alternativo en el que Dorinda pretende sacrificarse en la misión final para reencontrarse con su amado en el cielo, pero esto hubiera parecido un suicidio. La censura de la época cambió esto y se canceló el final alternativo, aunque era mas del agrado de los críticos. con todo la película acabó siendo un éxito de público y taquilla.

Algunas meteduras de pata

Cuando "Nails" abronca a Pete demostrando con una foto que Pete volaba demasiado bajo durante una misión, la aeronave que se ve en la imagen es la de un Lockheed Hudson. Pete pilotaba un B-25 Mitchell.

B-25 Mitchell "Sarinah".jpg
B-25
Lockheed A-29 Hudson USAAF in flight c1941.jpg
Lockheed Hudson

Los aviones de reconocimiento por lo general, no llevan armas o estas no están pensadas para usarse. Por supuesto estos aviones tampoco llevan una carga de bombas.

Spencer Tracy bombardea un portaaviones Alemán, pero la marina de guerra de Hitler nunca tuvo ningún portaaviones operacional.


En Resumen. la película es muy entretenida, sirvió a su propósito en su día y aunque hoy ha quedado algo anticuada siempre será mucho mejor que el remake de Spielberg. Ojo, el remake no es malo del todo, pero yo soy de los que opinan que segundas partes nunca fueron buenas. Aunque el doblaje es bastante bueno (como es habitual), es muy recomendable poder ver esta película en su versión original (está en Internet completa con una calidad aceptable). En mi valoración personal creo que se merece un notable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario