jueves, 11 de febrero de 2016

La aviación en el cine: Tora! Tora! Tora! (1970)


Hoy comento esta gran "película de guerra" de la Twentieth Century-Fox, que en su día alcanzó cierto reconocimiento por intentar ser un reflejo fiel de los acontecimientos acaecidos inmediatamente antes y durante el ataque japonés de Pearl Harbor

La película se rodó con un gran presupuesto empezando los preparativos en 1966 y el rodaje en 1968. Se estreno en septiembre de 1970 en los estados Unidos y en diciembre del 71 en España. Yo recuerdo haberla visto algunos años más tarde en una reposición del entrañable Cine Principado de Oviedo. La película contó con cinco nominaciones, pero solo consiguió el oscar a los mejores efectos especiales (eso explica en parte el por qué de que me gustara tanto en aquellos años). 

Debajo se pueden ver dos imágenes del que fue en su día uno de los mejores cines del norte de España. Hoy la fachada del cine principado nada tiene que ver con aquellos multitudinarios días de estreno en los 70. Yo conocí muy bien ese cine, porque vivía justo en la esquina, que era parte del mismo edificio. Todavía recuerdo haber escuchado por las noches algunos cañonazos de cuando se proyectaban "Los cañones de Navarone" o el mítico Sensurround de la película "Terremoto" o "La batalla de Midway". Una auténtica pena que ya no quede ni un solo cine en esta ciudad.



Aspectos técnicos

  • Duración: 2 h 24 min (144 min) - 2 h 29 min (149 min) (Japón) - 2 h 40 min (160 min) (Extended Edition japonesa 2009)
  • Sonido: 70 mm 6-Track (Sistema de grabación Westrex) (grabados en 70 mm) | Mono (grabado  en 35mm) | 4-Track Stereo (algunas copias en 35 mm)
  • Relación de aspecto 2.20: 1 (impresiones de 70 mm) 2,35: 1 con lentes de cámara Panavision.
  • Laboratorio: DeLuxe, EE.UU. (color by De Luxe®) + Toei laboratorio fotoquímico, Japón (sin acreditar) en Fuji-film.
  • Formato del negativo de 35 mm
  • Proceso cinematográfico Panavision (anamórfica)
  • Post producción: Formato de película de 35 mm impresa y 70 mm (blow-up)
  • Director: Richard Fleischer, Kinji Fukasaku, Toshio Masuda
  • Guión: Larry Forrester, Hideo Oguni, Ryuzo Kikushima
  • Banda Sonora: Jerry Goldsmith
  • Fotografía: Charles F. Wheeler

Reparto


  • Martin Balsam ... Admiral Kimmel
  • Sô Yamamura ... Admiral Yamamoto
  • Joseph Cotten ... Henry Stimson
  • Tatsuya Mihashi ... Commander Genda
  • E.G. Marshall ... Teniente Coronel Bratton
  • James Whitmore ... Almirante Halsey
  • Takahiro Tamura ... Comandante Fuchida
  • Eijirô Tôno ... Almirante Nagumo
  • Jason Robards ... General Short
  • Wesley Addy ... Comandante Kramer
  • Shogo Shimada ... Embajador Nomura

La película cuanta con un extensísimo reparto y un tono documental que pueden hacer la cinta un tanto aburrida para aquellas personas que no estén muy interesadas en la historia. Trató de ser un reflejo fiel de lo ocurrido durante el 7 de diciembre de 1941 y la parte japonesa fue rodada por ellos mismos para darle un aire de imparcialidad. En principio la pare japonesa iba a ser dirigida por Akira Kurosawa, pero debido a varias desavenencias con la productora y al saber que la parte norteamericana no iba a ser dirigida por David Lean, este abandonó el proyecto. El título de la película hace referencia al modo de ataque que se estaba llevando a cabo. La contracción de las primeras sílabas de las dos palabras japonesas "Totsugeki" (ataque) y "Raigeki" (ataque con torpedos) dieron To-Ra, To-Ra, To-Ra, que pronunciado suena a tigre, tigre, tigre. Esta expresión nada tiene que ver con la llamada Carga Banzai japonesa.

En su estreno norteamericano esta película fue una decepción en cambio en japón alcanzó un éxito considerable. La película nos deja frases memorables, como la famosa que pronuncia al final de la cinta el almirante Yamamoto "Creo que lo único que hemos hecho es despertar a un gigante dormido". históricamente esto es una verbalización de los pensamientos del almirante, pero parece ser que nunca dijo esa frase. Esta es una  de las muchas licencias que se tomaron los productores para hacerla más dramática y atractiva al público. 

Por otra parte se lograron escenas con gran impacto visual. Alguna de ellas, como el P-40 que se estrella en la línea de vuelo, no fueron intencionales y se debieron a accidentes más o menos benignos y fortuitos que le dieron a la película una espectacularidad sin precedentes. Recuérdese que en el año en el que se rodó esta película no existían efectos digitales y todo era a base de explosivos reales y toneladas de gasolina y líquidos inflamables. En este caso que comentamos, el P-40 era una especie de reconstrucción o maqueta a tamaño real que estaba dotada de un motor de gasolina para mover la hélice en tierra. Tenía frenos y estaba cargada de explosivos. La intención era hacerla rodar por la pista por medio de un sistema de control remoto y explosionar la carga por control de radio. Al soltar los frenos y empezar a rodar por la pista la maqueta se aceleró más de la cuenta. Entonces adquirió sustentación e hizo algo para lo que la maqueta no estaba preparada: empezó a volar. Ya en vuelo sobre la pista el aparato alabeó y acabó por estrellarse con otros aviones que tenían también explosivos, pero que estaban preparados para ser detonados más tarde en otra escena. Ante la posibilidad de un desastre los productores activaron las cargas explosivas, pero los especialistas que estaban previamente colocados en una posición estratégica de seguridad ahora habían quedado expuestos a la explosión y al aparato que se les venía en cima. cualquiera que haya visto la película se da cuenta de que los actores parece realmente que corren para salvar su vida... bueno, en realidad si que corrieron para salvar sus vidas. No hubo mayores desgracias porque Dios no quiso. Hoy me lo imagino todo y me echo las manos a la cabeza, pero debo de reconocer que fue una auténtica gozada para los que vimos el resultado final de críos :)

P-40's y B-17's sin matrículas ni identificaciones pintadas... gran fallo técnico, ...pero geniales efectos especiales.
Todos estos efectos especiales y explosiones fueron filmados con múltiples cámaras y desde diferentes ángulos para poder ser utilizados más adelante no solo en otras partes del film sino también en muchas otras películas de guerra donde se necesitaban este tipo de escenas. No es de extrañar que muchas películas nos resulten familiares. Los mas de 30 aviones japoneses que se ven en la película en realidad son entrenadores militares norteamericanos reconvertidos (AT-6 y BT 13) y modificados convenientemente (...a 30.000 dólares cada uno) para hacerlos pasar por Zeros y Nakajimas, hoy en día casi todos se encuentran en vuelo y en posesión de compradores privados. En realidad, en la primera oleada del ataque liderada por el comandante Fuchida se emplearon 183 aviones de tres tipos:

A6M3 Zero N712Z 1.jpg
D3A1 Akagi.jpg
Nakajima B5N2 Kate in flight.jpg



Muchas de estas réplicas quedaron tan bien hechas que posteriormente se reutilizaron en pe´liculas como "La batalla de Midway" (1976), "El final de la cuenta atrás" (1980) y "Pearl Harbor" (2001). Los efectos especiales de los barcos, las maquetas y los aviones costaron un total de 1.250.000 dólares de 1970.

Algunos errores

Existen varios anacronismos que se dejan ver en las tomas aéreas, como el memorial a las víctimas del ataque que fueron hechas en el propio ataque. Quién no lo conozca no tiene importancia pues es algo que pasa desapercibido. Los muy versados en barcos de guerra se habrán dado cuenta de que algunos de estos navíos de guerra que salen en el film fueron puestos en servicio en los 50 y 60. También algunos modelos de relojes son posteriores a la época, pero en general estos anacronismos no desdicen el esfuerzo por recrear uno de los mayores ataques aéreos de la historia. Sin embargo existen otros errores que si son gordos, como por ejemplo el hecho de que los aviones aparcados en linea de vuelo no tuvieran numeración alguna o identificación en sus colas y/o fuselajes. Los aeroplanos norteamericanos que se representan en el film son los P-40 y los B-17, estos modelos como mínimo deberían de tener el número de serie en el estabilizador vertical (ver la foto de arriba).

Otra cosa que rechina es ver despegar de los portaaviones lo que se supone que son torpederos japoneses con una tripulación normal de dos o tres hombres (artillero piloto y radio), ...pero para la escena solo los vuela un piloto. De la misma forma, a Yamamoto le faltaban dos dedos que había perdido en una batalla en 1905, el actor Yamamura que encarna al almirante parece que tiene todos sus dedos en el sitio correcto :) Por otra parte también se aprecia una estructura de acero tubular en los fuselajes de los aviones P-40 destruidos, cosa que no era así en los verdaderos aviones.

Tora, Tora, Tora! - 1 link (rmvb) - Calidad DVD

En resumen, a pesar de los fallos, una película épica de las de antes (una super-producción para ver en sonido estéreo y pantalla grande) muy bien filmada y correctamente interpretada que hará las delicias de los aficionados al cine bélico, histórico y documental. Mucho mejor que la versión ñoña de 2001 que nada tiene que ver con la realidad. Unas escenas de vuelo reales que quitan el hipo un despliegue de medios técnicos nunca antes visto en este tipo de películas. Un 7,5 en mi clasificación personal.  






Para leer más sobre la película y sobre sus personajes y sus excelentes efectos visuales con las mejores maquetas aeronavales de la época (en inglés):
http://gcaptain.com/maritime-monday-may-six-twentytwelve-tora-tora-tora/#.VrYnjPkrJhE

2 comentarios:

  1. Hola.
    De esas peliculas que no te cansas de ver. Como "La batalla de Midway". Es cierto que tienen fallos, pero su solidez en otros ambitos hacen que pasen desapercibidos y las prefiero, con mucho, a cosas como "Pear Harbor", pelicula, para mi, detestable, larga e insufrible. Y mira que soy condescendiente con las pelis de aviones, pero con esta no puedo.
    Un saludo.
    Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja totalmente de acuerdo carlos :)

      Un saludo
      Manolo

      Eliminar