miércoles, 25 de mayo de 2016

Mover un simulador (E-Jet 190)


Hace unos días escribía con cierta tristeza sobre la muerte de un antiguo simulador en el centro de entrenamiento de Lufthansa en Frankfurt. 


Hoy sin embargo escribo sobre algo parecido, pero esta vez es un motivo de alegría. Nuestro simulador del E-Jet 190 se traslada al nuevo "Competence Center" que acabamos de inaugurar en Viena. 





Detalle de la pantalla de retroproyección semitransparente para el sistema visual.

Nuevo centro de entrenamiento para el E-Jet 190

El 19 de mayo de 2016, el llamado Centro de Competencia para el E-Jet 190 de Swiss Aviation Training abrió sus puertas en Viena. Alrededor de 40 invitados de SAT, LFT y Austrian Airlines celebraron la puesta en marcha del simulador de vuelo Clase D del E-Jet 190. Dicha puesta en marcha se llevó a cabo de una forma realmente rápida y sin ningún contratiempo, gracias a los servicios de ingeniería y mantenimiento de nuestra compañía. 

En un plazo realmente breve de unas seis semanas se llevó a cabo el proyecto de reubicación del segundo simulador de E-Jet 190 del que dispone SAT. Este simulador estaba anteriormente situado en el centro de Entrenamiento de Munich. El motivo de la reubicación fue precisamente el incremento de la flota E-Jet de Austrian Airlines. Esta compañía ha decidido comprar un número considerable de estos aviones y cuando se hacen los cálculos de costes para el entrenamiento de las tripulaciones a veces el resultado más razonable es precisamente mover el simulador.

Junto con el simulador también se ha trasladado el entrenador de procedimientos o Integrated Procedures Trainer (IPT), que es el paso previo para poder continuar el entrenamiento en el simulador de vuelo.  Nuestra compañía ofrece de esta forma lo que se conoce como "Wet-traing" o entrenamiento completo. Esto quiere decir que nosotros somos los propietarios del simulador y además de ponerlo a disposición de nuestros clientes también trasladamos a nuestros instructores en el Centro de Competencia de Viena. De esta manera las tripulaciones no se tienen que desplazar con el consiguiente ahorro por parte de la compañía. Este es el motivo por el cual yo estaré constantemente viajando desde Zurich a Viena en los próximos meses. 

Desmantelamiento y reconstrucción

Después de un rápido desmantelamiento en Munich se ha transportado el simulador en tres camiones. La operación de transporte de Munich a Viena ha durado dos días. Durante este tiempo se han transportado 300 cajones con piezas y alrededor de 2.250 metros de cables. Una vez desmantelado y transportado era necesario volver a poner todo en su sitio, como un gran mecano ...y que vuelva a funcionar correctamente. La puesta en marcha del simulador fue programada originalmente para el 15 de junio de 2016, pero gracias a la excelente cooperación entre el SAT y LFT se ha podido lograr mucho antes (casi un mes). Esto ha sido todo un logro, pues un simulador es una máquina de hacer dinero (igual que un avión) cuanto más tiempo esté parado más dinero se pierde (...o se deja de ganar).

El proyecto de mover el simulador ha sido liderado por Thomas Heinrich (LFT Viena), como jefe de proyecto, asistido por Ralf Kempa. Manfred Saur y Alexander Samec, que fueron los responsables de la reubicación y construcción.  La empresa Van der Vlist fue la responsable del mantenimiento y de las labore adicionales de extracción, transporte y reconstrucción, que implicaron también al personal de LFT Viena, LFT Munich y LFT Frankfurt.  

Para obtener más información en inglés se puede leer el comunicado de prensa. El vídeo a continuación muestra el proceso de traslado y reconstrucción.





No hay comentarios:

Publicar un comentario